¿Qué es?

En las personas que tienen estenosis, la columna vertebral tiene una o más áreas estrechas:

  • el espacio en el centro de la columna vertebral (médula espinal)
  • los canales por donde salen los nervios de la columna (raíces nerviosas)
  • el espacio entre los huesos de la columna (vértebras).

La estrechez en el canal pone presión sobre la médula espinal y sobre los nervios, lo que puede causar dolor.

Sección de la columna vertebral

 

¿A quién le puede dar?

La estenosis espinal es más común en los hombres y mujeres mayores de 50 años. Otras personas que pueden tener estenosis espinal son los jóvenes que nacieron con un canal espinal estrecho o los que se han lesionado la columna vertebral.

¿Cuáles son los síntomas?

Quizás no tenga síntomas de estenosis espinal o es posible que los síntomas aparezcan poco a poco y empeoren con el tiempo. Las señales incluyen:

  • dolor en el cuello o espalda
  • adormecimiento, debilidad, calambres, o dolor en los brazos o las piernas
  • dolor que baja por la pierna
  • problemas en los pies.

Un tipo de estenosis espinal muy grave ocurre cuando hay presión en los nervios de la parte baja de la espalda. Usted debe llamar a su médico si tiene cualquiera de estos síntomas:

  • pérdida de control de los intestinos o la vejiga
  • problemas para tener relaciones sexuales
  • dolor, debilidad o pérdida de sensación en una o ambas piernas.

¿Cuáles son las causas?

Puede haber varias causas de la estenosis espinal, incluyendo:

  • envejecimiento, que resulta en cambios en la columna vertebral y es la causa más común.
  • artritis, que puede afectar la columna vertebral
  • problemas hereditarios, con los que uno nace, pueden afectar la columna vertebral, por ejemplo, haber nacido con un canal espinal pequeño o una curvatura en la columna vertebral
  • tumores de la columna vertebral
  • lesiones
  • enfermedad ósea de Paget (una enfermedad que afecta los huesos)
  • demasiado fluoruro en el cuerpo
  • depósitos de calcio en los ligamentos en la columna vertebral.

¿Hay alguna prueba?

Para diagnosticar la estenosis espinal, su médico puede:

  • preguntarle sobre su historia médica
  • hacerle un examen físico
  • hacerle imágenes de su columna vertebral.

¿Cómo se trata?

Se puede tratar la estenosis espinal con:

  • Medicamentos para reducir la hinchazón o el dolor.
  • Corsés ortopédicos (bragueros) para la parte baja de la espalda.
  • Tratamientos alternativos, como tratamientos quiroprácticos o acupuntura. Se necesitan más investigaciones acerca del valor que agregan estos tratamientos.
  • Cirugía, si usted tiene:
    • síntomas que no le permiten caminar
    • problemas con el funcionamiento de los intestinos o la vejiga
    • problemas con el sistema nervioso.

¿Quién lo puede tratar?

Ya que la estenosis espinal tiene muchas causas y síntomas, es posible que necesite consultar a varios médicos incluyendo:

  • Reumatólogos, que son médicos que tratan la artritis y problemas médicos relacionados.
  • Neurólogos y neurocirujanos, que son médicos que tratan las enfermedades del sistema nervioso.
  • Cirujanos ortopédicos, que son médicos que tratan los problemas con los huesos, articulaciones y ligamentos.
  • Fisioterapeutas, que ayudan a mejorar el funcionamiento.

Cómo adaptarse

Su médico le puede recomendar que:

  • Limite su actividad.
  • Haga ejercicios o fisioterapia. Consulte con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicio.
Fecha última revisión: